Habitat: Danza y Conciencia

Danza y Conciencia

Programa de desarrollo comunitario cuyo objetivo es fortalecer el tejido social desde el arte, enseñando danza de manera gratuita a 450 niños, jóvenes y adultos de colonias mazatlecas de escasos recursos. Las clases serán impartidas a manera de talleres por bailarines y maestros de Delfos danza contemporánea y de la Escuela Profesional de Danza de Mazatlán.

Los resultados de este programa artístico y pedagógico, facilitan la sensibilidad de una comunidad que vive en constante riesgo de violencia y criminalidad.

Colonias en las que se ha desarrollado el programa:

Hacienda Urías / Lomas del Ébano / Valles del Ejido /  Francisco I Madero
Mazatlán, Sinaloa, México.

Invitamos a la iniciativa pública y privada a sumarse contribuyendo de manera  económica o en especie para el futuro desarrollo de estas actividades.

En 1913 el compositor Igor Stravinsky y el coreógrafo Vaslav Nijinsky, estrenaron la monumental obra La Consagración de la Primavera, convirtiéndolo en un hecho que cambiaría para siempre el rumbo de la música de concierto y de la danza.

Delfos danza contemporánea se une a la celebración por el cumpleaños número 100 de esta emblemática obra, con el estreno de una puesta en escena contemporánea, intrigante, de gran fisicalidad y arrojo emocional.

La Consagración de la Primavera ha tenido múltiples re-interpretaciones coreográficas, ahora Delfos comparte su propuesta estética con un proyecto innovador que  investiga en el profundo universo de los rituales, desde la vida cotidiana, el caos y la transformación.

Bajo la dirección escénica de Víctor Manuel Ruiz y Claudia Lavista, la obra cuenta con la colaboración de Mauricio Ascencio en el diseño de vestuario.

Con la consagración de la primavera, los bailarines de Delfos tomaron en sus cuerpos la vanguardia con el estreno de un montaje estremecedor, en estrépito de significante; he aquí entonces la danza física de riesgo, la danza de acción rotunda, el teatro de los cuerpos, la imagen congelada para que enseguida se vuelva hoguera.

                La Jornada México de junio 2013 / Pablo Espinosa